Menu

lunes, 29 de mayo de 2017

Deco infantil

Bien sabemos que todos los chicos, desde los más pequeños hasta los adolescentes, necesitan soñar, jugar, explorar y divertirse. Por eso, es imprescindible que los lugares que habitan se adapten lo mejor posible a ellos y a sus necesidades. Teniendo en cuenta esto, en el diseño de ambientes infantiles surgen dos variables: diseño y funcionalidad. 
Por ejemplo, en un playroom es muy importante que se cuente con el espacio suficiente como para que los chicos puedan jugar, expresarse artísticamente, un rincón de lectura o bien una casita de indios. Pero al momento de ordenar, resulta primordial contar con buenos espacios de guardado. Esto pueden ofrecerlo los muebles integrados con módulos de apoyo y cajoneras amplias para guardar juguetes en distintos tamaños.
En relación a los dormitorios, también los tonos neutros dicen presente, tanto para nenas como para nenes. Vamos desprendiéndonos de los clásicos rosas y celestes, y nos jugamos por otros colores pasteles, como el verde agua o el amarillo claro.
Las texturas son otro ítem a tener en cuenta. La ropa de cama, desde el respaldo hasta los almohadones, pueden presentar diversos géneros: desde algodón y lino, hasta terciopelos y “pelo”. Este mix hace que cada parte del mobiliario tenga su toque único.
Con respecto a los muebles, no podemos dejar de lado a las sillas. Los chicos, seguramente traerán amigos para jugar o charlar, por lo que es fundamental contar con más de un asiento para que todos estén cómodos. Los taburetes y banquitos de madera clara son tendencia en la actualidad.

Entonces, los tres tips a tener en cuenta son: optimizar los espacios; recurrir a los muebles funcionales para no descuidar el diseño; y optar por los tonos claros. Así, contribuiremos a que los más chicos de la casa puedan desarrollarse de la mejor manera: ¡Jugando y compartiendo!